Aliaga Business Center: Generando doble fachada

El estudio Allende Arquitectos diseñó el edificio Aliaga Business Center aprovechando las peculiaridades de su emplazamiento para generar un edificio con doble fachada. Su zona posterior es recubierta por una celosía metálica en color blanco que proporciona un control lumínico y de vistas hacia los lotes colindantes.

El edificio de uso para oficinas se ubica en la avenida Juan de Aliaga en la urbanización San Felipe del distrito limeño de Magdalena. Cuenta con 18 pisos sobre rasante, con el primer nivel destinado al ingreso principal de vehículos y personas así como a usos comunes de la edificación. Los 17 restantes son destinados a oficinas, más azotea y existen ocho pisos bajo rasante, dirigidos a estacionamientos y depósitos, más cisternas y bombas.

“La forma del edificio nace a partir del aprovechamiento de la forma inicial de la parcela. Contamos con medianeras a los lados y un vecino en la zona posterior. Esto nos sugería una serie de recursos y planteamos utilizar una de las medianeras para instalar el núcleo de comunicaciones vertical del edificio. De esta forma buscamos optimizar el recurso de área de planta y dejar una planta libre que permita la máxima flexibilidad”, explica la arquitecta Belén Baladrón, jefe de proyectos del estudio Allende Arquitectos.

Vestíbulo en blanco y negro. Del piso dos al cinco las oficinas tienen iluminación frontal desde la avenida Juan de Aliaga por un muro cortina de suelo a techo. Las oficinas de los pisos seis a 18 además tendrán iluminación trasera por una carpintería de aluminio lacado blanco.

 

ESTRUCTURA

La firma Prisma Ingenieros, junto con el estudio de arquitectos, optó por una estructura de losa postensada, evitando así la aparición de vigas de cuelgue y dotando así al espacio de oficina una mayor altura libre y sin el obstáculo que supone la aparición de vigas para el desarrollo de las instalaciones en el interior del cielo raso de las oficinas.

“Incorporamos el concepto de suelo técnico en este proyecto con la idea de movilidad y variabilidad a futuro, desarrollando una planta limpia que facilita la implementación de las oficinas. Es una mayor inversión al principio pero que se recupera en el alquiler porque es un espacio de mayor calidad adaptado a las variaciones en el tiempo”, explica la arquitecta.

La altura entre suelo y suelo es de 3.40 m, teniendo el edificio una altura libre de 2.70 m, un falso cielo de 0.40 m que permitirá ocultar las instalaciones, una losa postensada de 0.20 m y un falso suelo de 0.10 m. Por otro lado, en sótanos se consigue disminuir la profundidad del mismo, teniendo una altura entre pisos de 2.60 m, siendo 2.40 m libres y así nunca incumpliendo los 2.10 libres que debe haber por normativa en todo su área.

FACHADAS

La fachada delantera ha sido confeccionada mediante un muro cortina pasante con un vidrio insulado de 24 mm (vidrio 6 más cámara de aire 12 más vidrio 6) sobre subestructura metálica. Está concebida para el máximo aislamiento térmico y sonoro, así como una protección de la radiación solar adecuada mediante el tratamiento de los vidrios.

La fachada trasera es ciega por temas de normativa y privacidad de los vecinos hasta el piso cinco. Del piso seis hasta la coronación del edificio consiste en un paño de vidrio sobre subestructura metálica de piso a techo en cada piso y una malla metálica perforada en acero galvanizado sobre subestructura metálica continua sobre la fachada que proporciona un control lumínico y de vistas hacia los lotes colindantes. Además propicia una imagen novedosa para la ciudad, donde la medianería conserva sus cualidades normativas, pero no se trata como un simple paramento ciego de concreto.

AIRE ACONDICIONADO

Utiliza un sistema mediante Unidades Enfriadoras de Agua (Chiller) con condensadores enfriados por aire. Son dos unidades completamente ensambladas y probadas en fábrica, contando con dos circuitos independientes de enfriamiento, cada uno con compresor del tipo scroll y con carga completa de aceite y gas refrigerante R-140A.

Los chillers, localizados en la azotea, dotan de fluido refrigerante a cada uno de los pisos de oficinas, para que el inquilino pueda conectarse al sistema general en cada piso y desarrollar su sistema interno de aire acondicionado, permitiendo así el funcionamiento unitario y en conjunto de todo el edificio. Asimismo, se produce una renovación del aire de las oficinas mediante un sistema mecánico que permite un perfecto control de las condiciones interiores hidrotérmicas de confort.

FICHA TÉCNICA

Propietario: Euroinmobiliari. Arquitectura: Allende Arquitectos. Estructuras: Prisma Ingeniería. Instalaciones: Díaz Luy Ingenieros Consultores y Melanio Quezada Ingenieros Asociados. Construcción: Aldesa Construcciones.

 

Más en revista Proyecta Ed. 34.

Bookmark and Share