Arte urbano para prevenir la contaminación

Una reciente intervención artística en el colegio emblemático Alfonso Ugarte, en el distrito limeño de San Isidro, demuestra que todos los integrantes de la sociedad, incluyendo a los niños, pueden contribuir de forma significativa en el cuidado del medio ambiente y al mismo tiempo implementar espacios vistosos dentro de la ciudad.

Con la ayuda de artistas urbanos y previa participación en talleres, los alumnos sugirieron ideas acerca de su concepción de la realidad educativa y el medio ambiente, y en base a ello se diseñó un muro de 100 m2 en la fachada del colegio, que da al cruce de la Av. República de Colombia y la Vía Expresa. Lo novedoso es el empleo de una pintura especial capaz de purificar el aire a través de un proceso de fotocatálisis.

El proyecto estuvo a cargo de la Asociación Aire y fue impulsado por la Fundación Niños del Arco Iris, una entidad que desarrolla proyectos educativos y de salud en el Valle del Urubamba (Cusco), y que participó en la intervención para afianzar su estrategia en la enseñanza como fuente de valores en la niñez; asimismo, recibieron aporte económico por parte de la compañía Entel. El pintado del muro fue obra de las artistas peruanas Estefanía Cox, Carolina Paz, Chiara Rosingana y Fania.

PINTURA FOTOCATALÍTICA

La Asociación Aire busca aportar soluciones sostenibles a los problemas de contaminación. Para ello emplea una pintura especial, denominada KNOxOUT, que es capaz de purificar el aire. Se trata de una solución a base de una molécula de dióxido de titanio fotocatalítico que elimina la mayor parte de los contaminantes presentes en áreas urbanas como el óxido de nitrógeno (NOx), óxido de azufre (SOx), y compuestos orgánicos volátiles (COVs).

Según el gerente general de Aire, Mathieu Remaux, el revestimiento del muro del colegio Alfonso Ugarte logra mitigar el equivalente al recorrido diario de tres buses a GNV del Metropolitano, que emiten en total 50 g de dióxido de hidrógeno. Además de ello, se contribuye a la conservación del espacio, al incorporar una esquina llena de vida a la ciudad.

“La molécula que contiene la pintura permite imitar un proceso similar a la fotosíntesis. Eso hace que, al estar en contacto con la luz o la humedad, pueda activarse y descomponer los elementos contaminantes, conformándolos en partículas no dañinas para la salud”, detalla Remaux.

A través de su página web, Aire detalla que ese producto ha sido utilizado con éxito en ciudades como París, Londres, La Haya y Manila, logrando disminuir el nivel de contaminación hasta en 20%. Refiere que cada m2 con la pintura fotocatalítica logra filtrar la misma cantidad de esmog que un árbol adulto, lo que permite considerar los murales como los bosques urbanos del futuro.

Las imágenes plasmadas en el muro surgieron a partir de las ideas expuestas por los alumnos del colegio Alfonso Ugarte, acerca de su percepción sobre la educación y el medio ambiente. La Asociación Aire empleó una pintura especial que destaca por su capacidad para purificar el aire. Se denomina KNOxOUT y fue usada en la intervención que abarca 100 m2 de la fachada y que estuvo a cargo de las artistas Estefanía Cox, Carolina Paz, Chiara Rosingana y Fania.

 

OTRAS INTERVENCIONES

El pintado del muro exterior es la segunda intervención de Aire en el colegio Alfonso Ugarte. Previamente, en diciembre del año pasado, la asociación pintó un mural piloto como parte del programa “Murales para nosotros, por nosotros”, que contó con la participación activa de los alumnos en los trabajos de pintura. Esa actividad se hizo en colaboración con la organización sin fines de lucro ANIA.

En el colegio Defensores de Junín del distrito de El Agustino, la asociación cuenta con un muro de 250 m2 cuya función de descontaminación equivale a la de un bosque de 250 árboles. En ese mismo distrito, se renovó la cuadra 21 del Jr. Áncash mediante el pintado de viviendas y negocios con el producto fotocatalítico, mejorando la calidad del aire en ese entorno.

En total, Aire ha pintado más de 2,500 m2 de murales con la colaboración de organizaciones públicas y privadas, en diferentes distritos de Lima. Según Remaux, se piensa volver a intervenir el colegio Alfonso Ugarte pintando toda la parte baja de la fachada en la Av. República de Colombia, pues la idea es que todas las paredes del centro educativo sean pintadas. Estas intervenciones han hecho que la asociación reciba varios reconocimientos, como el Premio Nacional Ambiental “Antonio Brack Egg” en la categoría Ciudadanía Ambiental, Expresión Artística. También fue galardonada en los “Premios Latinoamérica Verde” en Ecuador, ubicándose en el puesto 50 de 1,054 iniciativas sostenibles en toda la región.

 

Más en revista Proyecta Ed. 37.