Bono Verde: Cuando cuidar el medio ambiente nos permite ahorrar dinero

Por: Dr. Manuel Balcázar Vásquez, especialista en Derecho Inmobiliario.

Comprar una vivienda en un proyecto de vivienda eco sostenible, significa adquirir un inmueble donde los sistemas de iluminación y calentamiento de agua son de bajo consumo de energía. Igualmente el consumo de agua es mucho menor porque se usan contómetros y medidores que permiten agregar eficiencia a su consumo.

Pero además de ser amigable con el medio ambiente tan vulnerado por el hombre en estos últimos días (como el incendio que afecta a nuestra Amazonia), adquirir una vivienda bajo estos parámetros permite pagar una menor tasa de interés hipotecaria a la del promedio.

La expectativa cuando se lanzó este producto era que la tasa nominal sea de 6.9% e inclusive se le podía adicionar el Bono Familiar Habitacional lo que posibilitaría que la tasa real efectiva sería del 5.9%.

¿Cómo se logró este beneficio? Gracias a la existencia de fondos internacionales que subsidian la construcción de viviendas ecosostenibles lo que ha propiciado el gran éxito alcanzado por la colocación de bonos verdes en la Bolsa de Valores de Lima. Para tener un ejemplo, en la primera oferta pública de Bonos Verdes se colocaron 100 millones de soles a inversionistas, en su mayoría AFP´s y aseguradoras.

Para los desarrolladores inmobiliarios, los requisitos para que sus proyectos se enmarquen en este beneficio, van desde la instalación de griferías de bajo consumo hasta la instalación de sistemas de riego tecnificado. En lo referido al consumo de energía básicamente se requiere la instalación de lámparas LED y sistemas de gas. Del mismo modo la implementación de medidas eficientes para el manejo de aguas residuales.

El público en general tiene una oportunidad que permitirá tener una cuota mucho menor a la de un crédito hipotecario y adicionalmente se podrá pagar 30% menos por los consumos de luz y agua a comparación de una vivienda común.



Es muy importante difundir las bondades y ventajas de los Bonos Verdes porque permiten cuidar  nuestro medio ambiente y a la vez dar a conocer a quienes quieren adquirir una vivienda nueva que con este subsidio se puede cubrir hasta el 4% del valor del inmueble. 

En relación a la oferta, en nuestro mercado ya hay una oferta formal que se encuentra en crecimiento. Desde el 2018 en que fue lanzado el programa Mivivienda Verde se han entregado casi 4,500 bonos, siendo Comas y El Agustino los distritos donde se entregaron mayoritariamente.

En la actualidad hay proyectos de este tipo en casi todos los distritos de Lima y otras ciudades de nuestro país. Para conocerlos basta con ingresar a la página web del Fondo Mivivienda para ver la tendencia creciente del inversionista por preocuparse no solo de la rentabilidad de sus fondos sino del destino e impacto que tendrán sus Bonos Verdes.