Inkaq Samanan: Proyectando el techo propio en las alturas de Cusco

En Cusco se ubica la comunidad campesina de Yanamayo, habitada por familias en extrema pobreza y que se cobijan en pequeñas casas levantadas en piedra y tejado de ichu, sin piso habilitado, ni energía eléctrica, ni agua. Viven de la agricultura y ganadería, se alimentan y comercializan sus productos.

Los niños transitan a pie unas dos horas para llegar al único colegio de la zona, con el único profesor que se hace cargo de los alumnos de primer grado hasta el quinto de primaria. Viendo esa realidad es que nace Inkaq Samanan (Posada de los Incas), un proyecto urbano-habitacional que involucra la construcción de 110 casas. Hasta la actualidad, 46 familias ya tienen su Techo Propio.

A 3,950 msnm, en cabecera de cuenca, se encuentra el proyecto Inkaq Samanan, con Habilitación Urbana del tipo C, para la construcción de 110 viviendas y con aportes de terreno para salón comunal, capilla, centro educativo, campo deportivo, vías y plaza.

Los miembros de la zona, vivían en sitios alejados unos de otros. Se reunían una vez al mes en sus asambleas vecinales o sus faenas, en el salón comunal hecho de piedra y techo de calamina, ubicado cerca al único centro educativo primario.

Sus viviendas estaban construidas con muros de piedra y techo de paja, sobre suelo natural. No tenían agua potable, desagüe ni energía eléctrica. No cuenta con posta médica, la más cercana está ubicada a 35 km del lugar.

Inkap Samanan o Posada de los Incas, agrupa a familias en la comunidad campesina Yanamayo y desarrolla todo un proyecto urbano-habitacional, mejorando sus condiciones de vida. Las viviendas de la zona están construidas con muros de piedra y techo de paja, sobre suelo natural. No tienen agua potable, desagüe ni energía eléctrica. 

 

Conociendo esta realidad, el gerente de la empresa AEC Contratistas Generales, ingeniero Abel Escalante, propone a la comunidad campesina desarrollar un proyecto urbano que solucione la falta de calidad en sus viviendas y le brinde los servicios básicos necesarios para que puedan vivir en mejores condiciones.

“En el ejercicio de nuestro trabajo recorremos las serranías de la zona y vimos esta comunidad en extrema pobreza. Planteamos la propuesta a la Comunidad Campesina Yanamayo, luego acudimos a la Municipalidad Distrital de Ollantaytambo y propusimos un convenio para ejecutar el proyecto, que establecía la participación de la comunidad, la municipalidad, la promotora AEC Contratistas Generales y el Fondo Mivivienda”, explica el ingeniero Escalante.

PARTICIPACIÓN. Así, la comunidad transfiere un terreno de 16 Ha a favor de AEC para desarrollar el proyecto. La Municipalidad Distrital de Ollantaytambo ejecutaría obras de agua potable, con su captación, reservorio y conexiones domiciliarias; desagüe con redes colectoras y planta de tratamiento; electrificación con red primaria, red secundaria, transformadores y acometidas domiciliaria.

La promotora AEC elaboraría y ejecutaría Inkaq Samanan. Se encargaría, además, de la independización del predio matriz e inscripción en los Registros Públicos; elaboración, trámite e inscripción de la habilitación urbana; inscripción de proyecto en el Registro de Proyectos del Ministerio de Vivienda Construcción y Saneamiento; y construcción de las viviendas sociales.

El Fondo Mivivienda, a través de Techo Propio, entregaría a las familias beneficiadas un Bono Familiar Habitacional de 5 UITs (S/ 19,750.00). “Si bien es cierto que el costo de la vivienda sumado al terreno y los servicios de agua, desagüe y energía eléctrica cuesta aproximadamente 40,000 soles; dado los aportes de la comunidad y la municipalidad, el valor de venta de la vivienda llegó a los 24,500 soles. A esa cifra se le resto el bono habitacional quedando por pagar 4,750 soles. Con ese costo final, las familias recibieron crédito de la Financiera Credinka, que cancelaron con el pago por el trabajo en la edificación de sus casas y las obras alternas” detalla el gerente de AEC.

EL PROYECTO. Todas las familias de la comunidad campesina Yanamayo, fueron consideradas en extrema pobreza, por lo que todas calificaron a este proyecto.

Las viviendas de la comunidad tenían áreas útiles menores a 18 m2. Un solo ambiente multiuso donde estaba la cocina, el dormitorio e incluso su almacén para víveres. En el nuevo diseño, cercano además al colegio, se optimizó las áreas y su uso. Hay un ambiente para cocina y comedor, un dormitorio para dos camas, si se usa camarotes puede ser hasta para cuatro camas, servicio higiénico dentro de la edificación y una lavandería en la parte exterior. El área construida es de 24.75 m2 y el área techada de 36 m2.

El techo tiene una claraboya de vidrio, orientada hacia el norte, que permite que la vivienda se caliente durante el día. Por encontrase, Inkap Samanan, dentro de Parque Arqueológico de Ollantaytambo, se tuvo recomendaciones especiales, por ejemplo, que las vías deben ser peatonales y empedradas. Ya se cuenta con agua y energía eléctrica.

 

Las viviendas están preparadas para ampliar al segundo nivel. La estructura es cimiento y sobrecimiento de concreto ciclópeo, muros de ductilidad limitada, de placas de concreto armado de 10 cm de espesor, piso de losa de concreto, techos a dos aguas, con teja de fibrocemento sobre estructura metálica; las puertas y ventanas son de madera.

“Por el acceso al FISE (Eficiencia de un Subsidio Energético) un programa de acceso al balón de gas GLP con un subsidio de 16 soles, ahora las cocinas son a gas, por lo tanto más baratas y principalmente más saludables, ya que no están expuestos al humo por la cocina a leña”, agrega el ingeniero Escalante.

El proyecto se está edificando en tiempo de secas y en periodos en que el invierno y el fuerte friaje permita trabajar. Por ello, el periodo de ejecución es de mayo a noviembre. También se respeta las épocas en que los campesinos dedican su tiempo a las labores agrícolas y pastoreo.

Por encontrase el proyecto dentro de Parque Arqueológico de Ollantaytambo, se tuvo recomendaciones especiales, por ejemplo, que las vías deben ser peatonales y empedradas.

AISLAMIENTO. La vivienda tiene un confort térmico mayor a 12ºC a diferencia del ambiente exterior, en horas de la noche. El cerramiento de puertas y ventanas es hermético, lo que hace que la pérdida de calor por la noche sea menor.

El piso de losa de concreto, está sobre elevado del suelo natural. Esto lo aparta de la humedad natural del subsuelo, el mismo que está construido sobre una capa de piedra y agregado grueso que lo aísla de la humedad que suele subir por capilaridad.

El techo tiene una claraboya de vidrio, orientada hacia el norte, que permite que la vivienda se caliente durante el día. Lo orientación de la construcción de la vivienda, es con las ventanas hacia el norte, evitando que los vientos den a la fachada.

MÁS. Para complementar las obras en la zona, el Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento, construirá el Tambo Yanamayo; en tanto, la Municipalidad Distrital de Ollantaytambo, se ha comprometido con la construcción del Colegio Primario Yanamayo.

Los moradores de la zona han aprendido las técnicas de construcción civil. “Antes del proyecto, ellos solo se dedicaban a la agricultura y crianza de alpacas de autoconsumo y como porteadores de Camino Inka. El ingreso obtenido como fruto de su trabajo en Inkap Samanan permitió que adquieran más alpacas, incrementar su frontera agrícola, proveerse de mobiliario como camas, colchones, frazadas, cocinas a gas, vestido y alimento”, puntualiza el ingeniero Escalante.

FICHA TÉCNICA

Promotora y constructora: AEC Contratistas Generales EIRL. Gerente: Ing. Abel Escalante Cárdenas. Proyecto urbano: AEC Contratistas Generales EIRL. Arquitecto responsable:  Arq. Milagros Alvarez Ccorimanya. Ingeniería estructural, sanitarias, eléctricas: Ing. Abel Escalante Cárdenas. Asistente de obra: Ing. Patricia Escalante Luna. Administradora:  Ing. Marinés Escalante Luna. Ubicación: Comunidad Campesina de Yanamayo, distrito de Ollantaytambo, provincia de Urubamba, Cusco. Distancia desde Cusco: Vía terrestre: Cusco - Ollantaytambo 72 km, vía asfaltada. Recorrido: 2 horas. Ollantaytambo - Yanamayo: 45 km, trocha carrozable. Recorrido: 1 hora. Recorrido total: 3 horas.

 

Publicado en revista Proyecta 38.