Gobierno retoma La Pampa deforestada por minería ilegal

Luego de decretar en estado de emergencia La Pampa, zona de unas 10,000 hectáreas, ubicada en Madre de Dios y de donde se extraía oro ilegalmente, agentes del Ejército y de la Policía Nacional intervinieron el área donde laboran miles de mineros informales.

El general de la sexta brigada del Ejército, Alfredo Takacs, dijo a periodistas que la intervención de las fuerzas de seguridad en La Pampa tendrá tres fases y durará dos años. En la primera, de dos semanas, se dará apoyo a la policía local; durante la segunda se instalarán tres bases del ejército durante seis meses para impedir el regreso de los más de 5,000 mineros establecidos en la zona y la tercera fase estará dedicada a la reforestación.



Sin embargo, no descartó que los mineros ilegales migren a otras zonas del bosque donde también se extrae oro, pero no rige la emergencia que suspende los derechos constitucionales de libre tránsito, reunión e inviolabilidad de domicilio. En tanto, los miembros de las fuerzas armadas resguardarán los edificios públicos de Puerto Maldonado para evitar los desmanes que pudieran provocar la expulsión.